Saltar al contenido

Salvamento Marítimo de Nueva Zelanda en alerta tras la colisión de Thomas Ruyant

18 diciembre 2016
Salvamento Marítimo 1

Salvamento Marítimo neocelandés se mantiene en standby por si es preciso actuar.

Hace escasas horas, un nuevo sobresalto ha acaecido en el seno de la Vendée Globe cuando el navegante oceánico francés Thomas Ruyant ha avisado de una colisión con un objeto flotante que le ha abierto una vía de agua en el casco de su Imoca 60 Le Souffle du Nord pour Le Project Imagine, siendo avisado Salvamento Marítimo de Nueva Zelanda por si es precisa su intervención.

Thomas Ruyant, que marcha en octava posición de la Vendée Globe, pese a la gravedad de su situación ha comunicado a la dirección de la regata que no necesita ayuda de Salvamento Marítimo y que intentará llegar por sus propios medios a las costas de Nueva Zelanda.


J42 : Des pointes à plus de 50 noeuds pour… por VendeeGlobeTV

En el momento del impacto Thomas Ruyant navegaba con vientos de 40 nudos y un mar muy agitado. En estos momentos Ruyant pone proa hacia la costa mas cercana de Nueva Zelanda que se encuentra a poco más de 200 millas de su posición actual.

[bctt tweet=”El choque con un OFNI pone en jaque a Ruyant en la Vendée Globe por via de agua #VG2016″ username=”NauticalNewsTdy”]

A parte de la vía de agua, el regatista francés detectó poco después deslaminación en la parte de la proa de su velero y algo más preocupante aún, un posible daño estructural en la cubierta. Todo apunta, si todos los datos se confirman, que este cúmulo de problemas a bordo del barco sean el causante para que Ruyant tenga que abandonar la Vendée Globe.

Puede interesarte: Navegando con 70 nudos. Vendée Globe en estado puro

Pero para esto tendremos que esperar a que amanezca en las costa neocelandesas para que Thomas Ruyant puede evaluar con más certeza los daños ocasionados al chochar con el objeto flotante no identificado.

Salvamento Marítimo 1

La noche se espera larga para este patrón que está constantemente monitorizado por la dirección de regata y salvamento marítimo de Nueva Zelanda.

Por otro lado seguimos atentos a los problemas de Stépahane Le Diraison que avisaba ayer que había desarbolado a 770 millas de la costa australiana y que se dirige a Melbourne.