¿Qué es el misterioso sonido en las profundidades de las Marianas?

El misterio debido a un extraño sonido que proviene de la fosa de las Marianas se ha logrado identificar siendo lo más probable que sea un gran animal

1
3517
Marianas

Las investigaciones concluyen que el sonido procedente de las profundidades de las Marianas podría proceder de un animal.

Durante un tiempo, la fosa de las Marianas se ha convertido en el principal foco de atención de todas aquellas personas aficionadas a los misterios marinos. Y es que, la emisión desde sus profundidades de un sonido con una duración de 3,5 segundos, ha traído de cabeza incluso a los investigadores que han querido saber algo más.

Unas ondas que captó uno de los tantos vehículos que descienden 11.000 metros por debajo del nivel del mar con el objetivo de saber algo más de uno de los puntos más profundos del planeta. El misterio estaba servido.

El sonido de las Marianas no es nuevo

Este es uno de los detalles que más llamó la atención de las personas que se aproximaron a este hecho. No en vano, se tiene constancia de que esta especie de rugido ya se produjo en la primavera del año 2014 y en el otoño del año 2015. Si bien es cierto que por aquel entonces no se le dio mucha importancia, con la aparición de este tercer sonido, los investigadores se han puesto manos a la obra.

Marianas

Un “gemido” de una ballena

Tras comenzar las prospecciones, se llegaron a tres conclusiones fundamentales y básicas para desentrañar este asunto.

La primera de ellas tiene que ver con la frecuencia de dicho sonido, la cual, oscilaba entre los 38 y los 8.000 Hz. A partir de aquí pudieron descartar que dicha emisión se tratase de un aparato hundido. La profundidad lo hacía prácticamente imposible desde todo punto de vista. Por último, y tras un estudio sobre las especies que habitan la fosa de las Marianas, se llegó a la conclusión de que este misterioso sonido podía deberse al emitido por alguna clase de animal como pueda ser alguna especie de ballena enana. Un hecho al que llegaron tras comparar este sonido con otro que ya se había producido en el año 2001 en las profundidades del Pacífico, concretamente en la gran barrera de coral.

De todos modos, todos los detalles de esta investigación se han puesto negro sobre blanco en el Journal of Acoustical Society of America para que todo aquel que quiera pueda consultarlo y saber la verdad de primera mano con todos los datos sobre la mesa.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*