Reflexiones sobre la energia eolica marina

0
410

wind-turbine

La energía eólica marina es, al igual que la eólica terrestre, una aplicación de la fuerza producida por el viento. La diferencia respecto a la obtenida en tierra radica en que los aerogeneradores (molinos) se ubican mar adentro. Su coste de instalación es muy superior al de las zonas terrestres, pero también su vida útil es mayor. Además, los costes de las cimentaciones y anclajes han disminuido de forma espectacular en los últimos años, con lo que el precio del megawatio (MW) de potencia se está igualando al de otras energías renovables.
Otra iniciativa importante seria invertir en almacenaje ya que hoy por hoy no se es capaz de almacenar la energía, y en ocasiones se han tenido que desconectar 600 Mw eólicos porque no había suficiente demanda para todas la energía que se era capaz de producir. Y no es la primera vez que pasa, ni será la última. ¡En que pais estamos!
Por otro lado, los recursos energéticos más utilizados en España son el carbón, el petróleo y el gas natural. El subsuelo español apenas tiene yacimientos de dichos recursos, por tanto, depende casi totalmente de su importación y esa es la causa de que pagemos mas por la energia que gastamos.

grupo-navega-jpg6

La energía eólica marina tiene, según los expertos, un futuro prometedor. En el mar, el viento se encuentra con una superficie de rugosidad variable, las olas, y sin obstáculos como islas, islotes, etc., lo que implica que la velocidad del viento no experimenta grandes cambios. Además, el viento es, por lo general, menos turbulento que en tierra, con lo que se amplía el periodo de trabajo útil de un aerogenerador.
España es el segundo país europeo en potencia eólica instalada en tierra firme y el cuarto en el mundo. Con sus casi 5.000 kilómetros de costa, y un viento que en el mar es más fuerte y constante, sería lógico pensar que también encabezara la producción de eólica marina. Sin embargo, no tiene ninguna instalación de este tipo en sus aguas y las estimaciones más optimistas señalan el periodo entre 2012 y 2014 como fechas de su posible arranque. Por su parte, países como Reino Unido y Dinamarca avanzan con paso firme y ya cuentan con decenas de parques eólicos marinos y proyectos de gran potencia para los próximos años.
El factor medioambiental es un escollo más para la eólica marina. El impacto puede ser muy alto en el entorno natural y sus ecosistemas, así como en el tráfico marítimo, la pesca o el turismo. Algunas propuestas ya han movilizado la oposición en sus lugares de destino. En Cádiz y en el Delta del Ebro, diversos grupos ecologistas y de sectores económicos y sociales han mostrado su rechazo a los posibles enclaves eólicos en su costa. En Galicia, el parlamento de esta comunidad autónoma ha aprobado una proposición no de ley contraria a estas instalaciones en su litoral, a pesar de que el Estudio Estratégico Ambiental señala varias zonas aptas en las aguas.

grupo-navega-1

La organización conservacionista Oceana ha manifestado de forma abierta su apoyo a estas instalaciones en España. Por su parte, la organización WWF se ha mostrado más cauta y ha recalcado que se deberá estudiar caso por caso cada proyecto para evitar que pueda afectar a especies como el atún rojo, en grave peligro de desaparición.
Desde el sector señalan que diversos factores económicos y los trámites burocráticos para responder a las solicitudes son demasiado complicados y se pueden alargar mucho tiempo y eso explica el retraso de este tipo de energía renovable en nuestro país y la compra de energia por el contrato establecido entre Red Eléctrica de España y Electricité de France, con el encarecimiento que esto supone.
Y nos preguntamos ¿Para que las subvenciones superfluas a diferentes organismos que todos sabemos? ¿No seria mejor invertir en lo que realmente importa?

Dejar respuesta