Volvo Ocean Race Vs Barcelona World Race por Pepe Ribes

0
303

Pepe Ribes está en China a la espera de que comience la cuarta etapa de la Volvo Ocean Race. El es el único regatista de la Volvo Ocean Race que ha realizado la Barcelona World Race y la VOR. Algo especial y único debido a las grandes diferencias que existen entre las dos regatas oceánicas.

Resumimos lo que ha comentado Pepe Ribes sobre estás dos regatas oceánicas.

Comenzamos con la gestión de riesgos. Para Pepe Ribes, en la BWR, la gestión de riesgos tiene que ser mucho más controlada debido a que solo van dos regatistas a bordo. “Lo más importante que te exige la BWR es que tienes que ser un regatista muy completo y sobre todo tienes que estar convencido que eres capaz de dar la vuelta al mundo en un velero sin parar.”

“Cualquier regatista de la Barcelona World Race sería capaz de hacer la Volvo Ocean Race pero no todo regatista de la VOR sería capaz de hacer la BWR. En fiabilidad, gana la Barcelona World Race.”

Por ejemplo, las guardias en la BWR nosotros las hacíamos de 3 horas ya que nos cansábamos mucho y en la VOR suelen ser de 4 o 6 horas. También es verdad que la presión que soportas en la VOR es muy superior que en la BWR. La Volvo Ocean Race es como un sprint oceánico con etapas que no superan prácticamente nunca los veinte días. Los barcos están diseñados para ir a tope durante 6.000 millas mas o menos. Pasado ese tiempo hay que cambiar piezas y hacer revisiones integrales en cada stopover. Si duraran más las etapas, los barcos no lo soportarían. Los barcos de la Barcelona World Race son más fiables ya que están sobredimensionados y preparados para navegar más de 30.000 millas sin parar, para soportar durante semanas condiciones muy adversas. Los barcos de VOR, si se ven en esa coyuntura, se desmontan.

Ahí estamos mas que deacuerdo y la retrospectiva histórica nos lo marca con dos situaciones muy complicadas, el hundimiento del Movistar en el 2006, y la rotura de la cuaderna del Telefónica Negro en la edición pasada.

La presión en la VOR es enorme ya que durante tu guardia intentas que el barco vaya al 100% durante todo el tiempo mientras que en la BWR, pese a que también intentas que vaya al 100% no es lo mismo, estás tu solo en esa guardia y no te puedes equiparar a 10 personas trabajando a tope.  La VOR es muy dura por su intensidad.

Otra diferencia muy grande entre las dos regatas es que en la BWR pasas un porcentaje de tiempo muy grande en los mares del sur, con condiciones de mar y viento muy complicadas. Eso estresa muchísimo. Eso en la VOR, con el cambio de recorrido ya no ocurre. Navegas con promedios de intensidad de viento bastante inferiores pero así son las reglas del juego.

En las dos regatas llevas el barco al máximo pero esos ratios son totalmente diferentes ya que tienes condiciones muy diferentes.

La ilusión de Pepe Ribes es ganar la Volvo Ocean Race y parece que en esta cuarta tentativa no le pintan mal las cosas.

Si lo lograra, su siguiente paso sería intentar ganar la Barcelona World Race.

Como último reto, ya no le diría que no a la Vendee Globe.

Valiente y ambicioso…

 

 

Dejar respuesta