Volvo Ocean Race Alicante. ¿Tinglado o “poblado gitano”?

0
623

Comienza a haber un poco más de ambiente en el Race Village de la Volvo Ocean Race. No mucho más, pero al menos los colegios de Alicante se han implicado para traer a los niños a disfrutar durante unas horas. En la sala de Prensa, a las 12 del medio día llegaron dos periodistas, bueno la verdad que era uno con su mujer. Un “guiri” que apabulló al personal para que le dieran una mochila. Luego desapareció y no se volvió a saber de él. Seguimos bajo mínimos.

Hoy ha tocado visita al “poblado gitano”. Sí, como lo leéis, “poblado gitano”. Se trata de las bases que tienen montadas los equipos al final del dique del puerto. Carpas, contenedores, camas… un sin dios de cosas. Una trapería o un desguace. El Tinglado histórico que tiene el puerto de Alicante sirve como techo (con agujeros) para las bases de los equipos. ¡Igualito que en Valencia! Ya podrían haber arreglado un poco el Tinglado o, al menos, haberle lavado la cara.

Es un santuario donde se guardan con recelo todos los materiales de los equipos. Será para que el público no los pueda ver, porque los equipos están tan juntos, que si alguno llega a perder las vergüenzas, el rival se las encuentra.

Hoy, también el mar está movidito, pero sólo dentro del puerto. Fuera es una balsa. Parece mentira que con la experiencia que se pasó durante la pasada edición, no se haya arreglado este problema. No hay que hacer obras, ni es nada costoso. Sólo hay que poner una barrera antiolas, de esas que hay en los grandes puertos para evitar las corrientes que hacen los cruceros de pasajeros cuando entran y salen. Es el chocolate del loro.

Al “Telefónica Negro”, que está inscrito para la regata que van a disputar los barcos legendarios de la vuelta al mundo, no le dejan amarrar, a pesar de que ha pagado los derechos de inscripción, en los pantalanes reservados para estos barcos. El motivo es que Telefónica lo está utilizando, mientras llega el día de la salida, para pasear a sus clientes. Esto no le gusta nada a Knut y “Blacky” tiene que pagar 150 euros diarios por estar amarrado en otro pantalán. Se me antoja que este “guiri” esta “jipi”.

En fin, que ha llegado a lluvia, que no el viento, a Alicante y mañana se celebra la regata de entrenamiento oficial. Me toca ir en el “Camper New Zealand”, con Chuny. Veremos qué pasa.

Dejar respuesta