Vital Alsar concluye en México su travesía en favor de la paz

    0
    505

    3755831977_9e7a1f5f3e

    El navegante cántabro Vital Alsar concluyó a bordo del trimarán “Zamná” su periplo de más de 13.000 mil millas por tres continentes y una veintena de puertos al atracar en el puerto de Progreso, Yucatán, (Méjico) de donde partió hace cinco meses para llevar un mensaje de paz por el mundo. Vital Alsar y el armador del navío, José Manuel Díaz Rubio, dirigieron sendos mensajes cargados de emotividad a los cientos de niños que acudieron a recibir al “Zamná” y al proyecto “El Niño, El Mar, La Paz”. Ambos señalaron que creen haber logrado el objetivo de difundir su mensaje. “La paz es el resultado lógico de una noble lucha por la justicia, la verdad, la libertad y la fraternidad, siendo fundamentos del bien común. Donde reina la injusticia, la mentira, la esclavitud y el odio no puede haber paz porque fallan las condiciones básicas para el desarrollo pleno de la persona”, aseguró Díaz Rubio

    Vital Alsar es un viejo lobo de mar que ha protagonizado algunas de las hazañas marinas más relevantes del siglo XX. La primera aventura fue en 1966 cuando a bordo de una simple balsa “La Pacifica”, pretendió atravesar el océano Pacifico. La primitiva embarcación naufrago después de 143 días de navegación cerca de las Islas Galapagos.
    El segundo intento se realizo en 1970. Navego durante 161 días desde Guayaquil (Ecuador) hasta Mooloolaba (Australia) en una nueva balsa. Durante los 25 últimos días sobrevivió tomando únicamente agua de mar. En 1973 con otros once marinos y en tres balsas vuelven a salir de Guayaquil y alcanzan las costas de Bayima (Australia) en 179 días de navegación.
    En 1977 fue en busca de la fuentes del Amazonas. Cruzan a pie los Andes, los 23 miembros de su tripulación construyen en plena selva un astillero en donde dan forma a tres galeones. Emula a Francisco de Orellana en su descenso por el río Amazonas. Después de subir a México desembarca definitivamente en Santander.

    cozumel_zamna_021

    Posteriormente, cuando Vital tenia 53 años, realiza una replica de la nao Marigalante o Santa Maria de su paisano Juan de la Cosa que acompaño a Cristóbal Colón en su primer viaje América.

    El ‘Zamná’ y su tripulación fueron recibidos en el muelle del puerto de Progreso n yucatan (Mexico) por el secretario de Fomento Turístico, Juan José Martín. En el acto de recepción del barco estuvo presente el presidente de la Fundación Vital Alsar, Jesús Ceballos. Esta asociación se ha encargado de coordinar toda la logística del viaje.
    Ceballos instó en su intervención a los yucatecos a continuar llevando el mensaje de paz del ‘Zamná’ y comentó que tras la “impresionante” llegada del navío a Santander, el Comité Internacional de Cien Ciudades por la Paz incluyó a la capital cántabra en el proyecto y la propondrá para el premio Pax Urbis, apoyando asimismo su designación como Capital Europea de la Cultura en el 2016.

    Dejar respuesta