Quieres conocer los enormes monocascos a vela, los Maxis?

0
244

 Maxis

Armados y patroneados por personas  al éxito fuera del deporte, navegados por profesionales de inigualable talento y diseñados por visionarios de la arquitectura, los monocascos a vela más impresionantes del mundo –conocidos bajo el nombre de Maxis– son admirados por su velocidad, elegancia y potencia.

El punto de encuentro de los Maxis, sus propietarios, tripulantes y diseñadores es la Maxi Yacht Rolex Cup, que se cita cada año en aguas de Porto Cervo (Cerdeña, Italia) a los mejores barcos de vela bajo la premisa de contar con esloras superiores a los 18,29 metros. El evento es mucho más que una reunión, es una fiera competición sobre recorridos enrevesados y complejos, un auténtico test para la capacidad de estas joyas de la navegación.

La edición 2014 de la competición se celebra desde el 31 de agosto hasta el 6 de septiembre. La Maxi Yacht Rolex Cup es una cita ineludible con los avances más vanguardistas del sector, tanto para quienes se sienten cautivados por estos barcos como para quienes los manejan.

 Maxis

Establecida en 1980, la Maxi Yacht Rolex Cup nació del deseo de ofrecer a los barcos más grandes y potentes la oportunidad de reunirse para competir en un entorno acorde con sus características excepcionales. Organizado por el Yacht Club Costa Smeralda, es la joya del dosier de eventos de vela Rolex desde 1985.

En la década de 1980, los cascos se realizaban en fibra de carbono, aluminio e incluso madera. Los mástiles y aparejos recurrían al metal, y los cabos con los que se manejaban las velas también eran metálicos. Se trataba de barcos pesados y no particularmente rápidos, las cargas a las que eran sometidos eran enormes, las maniobras difíciles, y los márgenes de seguridad realmente pequeños. Características totalmente antagónicas a los actuales Maxis de cascos de carbono, basados en tecnología aeroespacial, que son rápidos y ágiles. En las manos adecuadas, algunos parecen navegar con la facilidad de pequeños barcos de vela ligera.

“Inicialmente, los Maxis eran de desplazamiento pesado, con quillas fijas y poco calado”, explica Jim Pugh (del estudio Reichel/Pugh, con base en San Diego), el visionario que está detrás de varios de los Maxis más imponentes del mundo, desde el Wild Oats XI hasta el Esimit Europa 2. Los que compiten esa semana en Porto Cervo apenas se reconocen en sus predecesores: reglas, materiales y conocimiento han evolucionado, ampliando considerablemente el abanico de posibilidades. “Algunos de los nuevos Maxis pesan 26 toneladas, frente a las hasta 75 de hace apenas 30 años, una diferencia enorme. Los aparejos tal vez tengan el doble de altura, y gracias a su mayor eslora, son mucho más potentes, avanzando a velocidades que probablemente triplican las de hace 30 años”.

Rolf Vrolijk, del estudio alemán Judel/Vrolijk, inspiración detrás de todopoderosos Mini Maxis como elRán 2 de Niklas Zennström (así como el último Rán de Zennström, que se botó a principios de este año y ahora está preparado para su primera aparición en Porto Cervo) y el Bella Mente de Hap Fauth, señala una serie de factores relacionados con el porqué y el cómo ha evolucionado el diseño: “Muchos de los cambios han estado influenciados por modificaciones en las reglas de rating, que han determinado cómo se construyen los barcos”. Otras modificaciones se deben a mejoras en áreas como “el desarrollo de las velas en cuanto a materiales y diseño, que han evolucionado paralelamente al diseño de los mástiles”.

 Maxis

La constante búsqueda de posibilidades ofrecidas por los últimos materiales de construcción ha permitido el nacimiento de diferentes tamaños y tipos de Maxis. El horizonte se ha expandido considerablemente: desde los Mini Maxis puros de competición, de entre 60 y 72 pies, hasta los imperiosos Super- Maxis, con más de 165 pies (50 metros) de eslora; desde barcos diseñados para combinar competición y navegación de placer, hasta aquellos creados bajo la única premisa de la velocidad. Todos reflejan un incesante deseo de traspasar las barreras en términos de potencia y elegancia. Un gráfico adjunto a este reportaje explica las diferencias entre un Mini Maxi de competición (Bella Mente) y un Super – Maxis diseñado principalmente para la navegación de crucero (el defensor del título en su clase, Nilaya).

 

Dejar respuesta